1 de septiembre de 2021

Guía de campo de horrores lovecraftianos de S. Petersen

Normalmente el verano es una época de tregua para los compradores de juegos de mesa, rol y demás, sin embargo este mes de Agosto hemos visto como llegaban a tiendas hasta tres libros para La llamada de Cthulhu, hoy os quiero hablar del que seguramente sea mi suplemento favorito de este juego de rol, la Guía de campo de horrores lovecraftianos de Sandy Petersen.


Son 128 páginas a todo color, encuadernadas en cartoné como viene siendo habitual en esta línea de juego de Edge Entertainment. Pocas veces veremos en un libro un equilibrio tan perfecto entre lo práctico y lo bonito, pues esto vendría a ser un bestiario en el que aparecen las principales criaturas lovecraftianas acompañadas de sus datos más esenciales y algunas ilustraciones que quitan el hipo.


Curiosamente este libro fue diseñado originalmente contando con los mejores ilustradores de la editorial francesa Sans-Detour, de hecho lo único bueno resultante de la rotura entre esa editorial y Chaosium fue que grandes ilustradores como Löic Muzy entraran en nómina de la editorial norteamericana.


También cabe destacar que este libro es una idea que viene de muy atrás, Sandy Petersen creó hace eones un par de libros titulados S. Petersen's Field Guide to Cthulhu Monsters y S. Petersen's Field Guide to Creatures of the Dreamlands, es decir sendas guías de campo, la primera de monstruos lovecraftianos y la segunda de criaturas de las Tierras del Sueño.


Las ilustraciones de este libro lo han convertido en uno de los que más utilizo en mi mesa de juego, en cualquier momento en que una criatura aparezca en una partida saco este libro de la estantería para mostrarles la ilustración de turno a mis jugadores, caras desencajadas por el horror garantizadas.


Estos gules por ejemplo han formado parte de multitud de escenarios que he dirigido, he perdido la cuenta de las veces que ha aparecido esa niña de la derecha en mis partidas.


De hecho os aseguro que si tuviera que quedarme con un solo libro junto al básico de La llamada de Cthulhu este sería el elegido.


En la parte relacionada con las Tierras del Sueño hay criaturas menos conocidas, de hecho tenéis el índice completo más arriba.


También cabe destacar que al más puro estilo de las guías de campo se incluye sendos cuestionarios en los que a base de ir contestando sencillas preguntas sobre la anatomía de las criaturas que observemos podremos averiguar concretamente qué es lo que tenemos delante.


También se incluyen notas de un profesor de la Universidad de Miskatonic al que hace tiempo que nadie ha visto, un tipo muy lanzado que se dedicó a recopilar toda la información que pudo sobre este tipo de bicherío.


En fin, un libro imprescindible que lleva el logo de La llamada de Cthulhu en su portada pero que trasciende el juego de rol, no se incluyen estadísticas de las criaturas por lo que todo es literatura e ilustraciones que podemos utilizar con cualquier juego de rol lovecraftiano e incluso como bestiario genérico.



4 comentarios:

Alex Carranza dijo...

El arte es una pasada pero la versión española tiene erratas muy chungas, sin ir más lejos en la foto que has colgado de los Gules en como reconocerlos te habla de los profundos ?!, a parte de que parece que quien ha hecho los dibujos no se ha leído la descripción de las criaturas, y nuevamente remito a los Gules, leeros la descripción y luego mirar el dibujo a ver si os cuadra algo...

Tristan Oberon dijo...

Lo que dices que es una errata no lo es... ese apartado de "Cómo reconocer a..." se basa en comparar la criatura de la que están hablando con otras, en el caso de los Gules los compara con profundos, vagabundos dimensionales y ghasts. Respecto a las ilustraciones siempre dependerán de la imaginación del artista, y en este caso nos muestra tres o cuatro ejemplos variopintos que evidentemente no incluyen todas las posibilidades, pero que a mi parecer sirven para que nos hagamos una buena idea de la criatura sobre la que estamos leyendo.

Alex Carranza dijo...

Tiene usted más razón que un santo respecto a lo primero, cagada mia leyendo a la ligera.

Las ilustraciones creo que la tercera sería la más acertada conforme a la descripción (aspecto vagamente canino, pezuñas hendidas, orejas puntiagudas ...), pero la que está de principal es un necrófago de fallout... no cumple ni una palabra de lo que se describe, yo no podría describirle un Gul a un investigador para luego mostrarle esta imagen, es como si jugando al D&D describo un kobold y enseño el dibujo de un orco.

Creo de todas formas que en el resto de casos son bastante más acertadas, el caso de los Guls es que se le fue la olla al ilustrador, debe tener algun trauma infantil relacionado con los clavos.

Tristan Oberon dijo...

Ciertamente no es el gul prototípico que todos podemos tener en la cabeza, pero yo cuando vi esa ilustración por primera vez (vía Sans Detour, antes de que este libro existiera) me enamoré de esa estética (no había pensado en los necrófagos del Fallout pero tienes razón en que el artista se pudo inspirar en ellos, yo siempre había pensado en algo tipo Hellraiser), y de hecho desde que tengo esta ilustración siempre la he usado de muestra para describir a un gul, pero por supuesto esto no dejan de ser observaciones y gustos muy personales.