4 de abril de 2014

Cliffourd the big red God

¡Foto-reseña-flash!

Después de adaptar sombras sobre Innsmouth en where the Deep Ones are y en las montañas de la locura en the Antarctic express, en 2011 Kenneth Hite adaptaba el horror de Dunwich en este volumen publicado por Atlas games, en 32 páginas a color encuadernadas en cartoné. Una vez más nos encontramos con una buena adaptación en clave de humor y con un público objetivo claramente infantil, no dejéis de leer las aventuras de Wilbur Whateley a vuestros retoños, espero que luego no quieran tener un Shoggoth de mascota.