11 de marzo de 2013

2005 - The descent


Esta película siempre estará entre mis favoritas, recuerdo cuando fui a verla al cine y como tras acabar me di cuenta de que me dolían las manos de llevar 90 minutos estrujando nerviosamente el apoya-brazos de mi butaca. Neil Marshall supo hacer una película que empezara impactando y se mantuviera así durante todo el metraje, dura, claustrofóbica, asombrosa y terrorífica a partes iguales, y sin querer estropearle el final a nadie, no me negaréis que eso son ghouls.

¿Que me ha parecido? Supongo que ya lo he dicho todo en el anterior párrafo, una película que sin ser extraordinariamente destacable estará siempre entre mis favoritas.



2 comentarios:

Sergio Rossi dijo...

Yo también fui a verla al cine cuando aun se podía en Huelva ir una vez a la semana.

Como tú, recuerdo estar paralizado en el asiento, salir con alivio y emocionado a la vez y, al acostarme a las horas, sentirme realmente jodido al contemplar la oscuridad que me rodeaba. Excelente.

kalamardo dijo...

Con la tensión que has transmitido en la breve reseña ya vale la pena tenerla en cuenta para verla. Gracias por la recomendación.