28 de enero de 2011

2010 - La herencia Valdemar


"La herencia Valdemar" es una película Española que tuvo un gran problema cuando se estrenó: se vendió como una película de terror basada en la obra de Lovecraft, y debería haberse vendido como media película de intriga ocultista con ligeros guiños a la obra de Lovecraft. Media película porqué se rodaron casi cuatro horas de metraje que se dividieron en dos películas, esta no es más que el prólogo y en "la sombra prohibida" tendremos el desenlace. Y su relación con Lovecraft de momento es bastante indirecta, algún guiño visual y poca cosa más.

A mi personalmente me dejó un sabor agridulce cuando fui a verla al cine, pero un segundo visionado en casa me ha hecho darme cuenta de que es una película interesante, visualmente espectacular y que te deja con ganas de más.

¿Que me ha parecido? A ratos demasiado lenta y con alguna que otra sobreactuación, pero no puedo juzgar su história hasta que haya visto la segunda parte, de momento pinta bien la cosa.


5 comentarios:

Tristan Oberon dijo...

Este fin de semana estrenan la segunda parte, la sombra prohibida.

http://www.laherenciavaldemar.com/

D. Caldovil Hewitt dijo...

Me encantaria ir este finde al cine a ver la segunda parte.

Helena dijo...

Pues a mi me pareció horrible, pero sobretodo por los actores... ¿cómo se come un inglés con acento castizo? ¿y un castizo con acento árabe? xD Además, se me tornó aburridísima.

Pdt. Desde entonces, tengo claro que el malo malísimo siempre es calvo.

Tristan Oberon dijo...

Naaaaaa, Aleister Crowley no es malo, él solo quiere hacer un ritualillo y la cosa se complica :P

Ya os diré si la cosa mejora, a ver si hay suerte...

Maestro Liendre dijo...

Película muy machacada en su momento.
No le ayuda que no hay dirección de actores, y eso se nota bastante.
Recuerdo sobre todo que la prensa en general del cine arrasó con ella.
También es que la película era un proyecto personal del director, que se buscó el dinero para financiarla el solo, y claro, ya sabemos que eso a la mafia de nuestro cine no le gusta, así que se encargaron de que todo dios hablara mal de ella.

Sobre la película en sí, aunque en un principio era una y la dividieron en dos, hay diferencias notables en los estilos de ambas.
Esta primera es un homenaje al cine de terror más "clásico", un cine más relajado y pausado.
Me gusta bastante como se logra crear la atmósfera a lo largo de la cinta, y sobre todo el trabajo de recreación de época.
Muchos guiños a Lovecraft, y una aparición final bastante logrado,